[_Sgdo Corazón de Jesús_] [_Ntra Sra del Sagrado Corazón_] [_Vocaciones_MSC_] [_Los MSC_] [_Testigos MSC_]

MSC en el Perú

Los Misioneros del
Sagrado Corazón
anunciamos desde
hace el 8/12/1854
el Amor de Dios
hecho Corazón
y...
Un Día como Hoy

y haga clic tendrá
Pensamiento MSC
para hoy que no se repite
hasta el próximo año

Los MSC
a su Servicio


Free Sitemap Generator

 

free counters

El aborto tras una violación no es tolerable porque un hijo siempre es un don de Dios

Páginas relacionadas 

 

Acción Pro-Vida dile sí a la vida

 

Violación y aborto: ¿solución o chapuza criminal?

Siete de cada diez embarazadas por violación rechazan el aborto

A los 15 años fui violada y salí embarazada

Ken, nacido de una violación: 'los niños concebidos así son tan «reales» como los demás'

Benditas las mujeres que no abortaron al hijo concebido por violación

Perú: Congresista garantiza respeto a la vida y rechaza presión de lobby abortista

 

ABORTO EN CASO DE VIOLACIÓN - ASPECTOS MORALES Y LEGALES
(cortesía Universidad de Piura)


DESPENALIZACIÓN DEL ABORTO: LAS COSAS POR SU NOMBRE
DESPENALIZACIÓN DEL ABORTO NO TIENE FUNDAMENTO MÉDICO NI LEGAL
ALGUNAS RAZONES PARA NO ABORTAR
LA MATANZA DE LOS INOCENTES


La comisión especial revisora del código penal acaba de aprobar la despenalización del aborto en caso de violación o por malformaciones congénitas. En ambos casos, no sólo se está despreciando el valor de vidas humanas, dignas de derechos y respeto; sino que además se atenta contra el orden jurídico del país. Pueden ver noticias sobre el tema aquí.

La polémica recién ha comenzado. Sería oportuno reunir esfuerzos de académicos y activistas pro vida para revertir esta decisión cuando toque ser revisada en la comisión de justicia o en el pleno del congreso peruano.

Les alcanzamos un testimonio de Pam Stenzel, quien nació como producto de una violación. En el video agradece a su madre por haber respetado su derecho a vivir. Las reflexiones de Stenzel pueden ser válidas para todos las personas concebidas por violación: “Soy un ser humano y valgo. Mi vida no vale menos por la forma en que fui concebida, y no merecía la pena de muerte por el crimen que cometió mi padre”. Pueden ver el video aquí.

 




DESPENALIZACIÓN DEL ABORTO: LAS COSAS POR SU NOMBRE

Por María Laura Malespina De Vásquez , Magíster en Bioética. Doctora en Ciencias Jurídicas. Directora de la Facultad de Ciencias y Humanidades de la Universidad de Piura Campus Lima.

La semana pasada el país se vio conmocionado por una noticia que a pocos dejó indiferente. La Comisión Especial Revisora del Código Penal había aprobado la despenalización del aborto eugenésico, así como del aborto producido a consecuencia de violación. Sin duda, estas dos causales responden a situaciones muy dolorosas que plantean un hondo drama humano y una encrucijada de grandes dimensiones. Sin embargo, estas angustias no son susceptibles de ser superadas provocando un mal mayor. El mal nunca es camino hacia el bien.

No nos engañemos. La pretensión de despenalizar el aborto en estos casos tan complejos no es sino la estrategia elegida por los abortistas, para luego lanzar a la sociedad por la pendiente resbaladiza que culmina con la despenalización completa de esta forma de asesinato, a la que se empeñan en denominar, contra toda evidencia científica, con la eufemística expresión “interrupción del embarazo”.

Es habitual que quienes exigen la despenalización del aborto lo hagan reivindicando el derecho al bienestar, a la salud física o mental, a la planificación familiar y al ejercicio de los derechos reproductivos y sexuales entre otros. Estos no pueden, sin embargo, ejercitarse de manera ilimitada, afectando incluso el derecho a vivir de los niños por nacer. El legítimo interés de un sujeto de desarrollarse libremente y sin ataduras ¿es acaso más poderoso que el derecho a nacer de un concebido? ¿Qué argumento puede dar sustento a tal posición? Quienes mantienen esta visión de la vida creen, más allá del decorado de los argumentos, que los seres humanos valen únicamente en función de la utilidad que proveen a sus propios propósitos y proyectos personales.

Esta visión utilitarista y egoísta ataca primaria y directamente a los más indefensos, pero se propaga también en las relaciones sociales, en la vida en comunidad y en todas las dimensiones de la existencia.

Desde esta perspectiva, solo aquellos que tienen ejercicio actual de su conciencia y autonomía son personas, distinguiendo primero la vida biológica de la consciente, para luego subordinar la primera a la segunda. Se acude así a toda clase de reduccionismos antropológicos para justificar el dominio de unos sobre otros. Esta ideología utilitarista niega en los hechos la condición inescindible de la persona humana, conformada por cuerpo y alma, independientemente de las cualidades que tenga o de las que esté privado en algún momento de la existencia.

Los abortistas más ramplones, aun admitiendo la existencia de una persona en el seno materno, subordinan su derecho a la vida al supuesto bienestar emocional de la madre. Tal posición es moral y racionalmente insostenible. Si estamos de acuerdo en que el concebido ya es persona, no hay entonces diferencia alguna en la oportunidad del crimen, se produzca este en el vientre de la madre o durante el leve movimiento de la cuna del recién nacido.

Los abortistas más sofisticados, en cambio, sostienen impertérritos teorías que retrasan el reconocimiento de la personalidad a distintos estadios de la evolución del niño: la teoría de la anidación, la de la formación de la corteza cerebral o la de la relacionalidad. No son éstas sino coartadas para negar al niño la condición de persona y entonces justificar su muerte. Se niegan así al hecho incontrovertible de que el embrión es ya un ser humano. Que la vida inicia con la concepción no es una cuestión de fe sino un hecho corroborado por la ciencia. Por el contrario, sólo el dogmatismo de una ideología utilitarista puede explicar la cerrazón al reconocimiento de un dato tan evidente de la realidad.

Llamemos a las cosas por su nombre. Abortar es matar a otro ser humano pero con una doble condición agravante: la primera en función del grado de parentesco, pues se mata al propio hijo y la segunda en relación al grado de vulnerabilidad de la víctima, que no puede, en este caso, defenderse ni invocar su derecho a la vida.


DESPENALIZACIÓN DEL ABORTO NO TIENE FUNDAMENTO MÉDICO NI LEGAL

Esa fue una de las conclusiones a la que arribaron los profesores participantes del panel “Aborto, ¿derecho para matar?”, organizado por el Instituto de Ciencias para la Familia y la Dirección de Estudios de la Universidad de Piura.

El doctor Jaime Mendoza recordó la evidencia científica sobre el origen de la vida humana desde la concepción. Además analizó el efecto abortivo que tienen la píldora del día siguiente (AOE) y el RU 486. En el primer caso, el fármaco impide la implantación de un óvulo fecundado; y en el segundo, incluso produce la expulsión del embrión que ya se ha implantado.

El médico advirtió sobre los trastornos que produce la ingesta de estos fármacos, razón por la cual no pueden ser consumidos como anticonceptivos de rutina. “Ahora se busca ofrecer métodos abortivos más sofisticados, que involucren a menos personas, que generen menos stress, para que así pese menos en la conciencia”, indicó.

A favor del concebido
Para el doctor Percy García, los argumentos a favor del aborto “no resisten ningún análisis”. En un primer nivel de discusión no es posible opinar sobre el origen de la vida o sobre el reconocimiento jurídico del concebido, porque eso ya está superado. Un segundo nivel de discusión incluiría la prevalencia de los “derechos reproductivos” de las mujeres sobre el derecho a la vida; pero aquí el conflicto se resuelve a favor del concebido, pues el derecho al desarrollo de la libre personalidad no puede lesionar la vida de nadie.

Incluso se podría discutir la posibilidad del aborto en situaciones de conflicto como el aborto eugenésico o por violación. Aquí la lógica la exigibilidad plantea las siguientes preguntas: “¿se le puede exigir a una madre que geste su hijo producto de una violación? o ¿se les debe pedir a los padres que se hagan cargo de un hijo con severas limitaciones? “La respuesta es sí, plantear lo contrario sería a admitir que a nadie se le puede exigir sobrellevar una carga pesada”, recalcó. García se refirió también al aborto terapéutico como un supuesto excepcional, que debe ponderarse de acuerdo a las circunstancias particulares.

Sujeto de derechos
La doctora Rosario de la Fuente recordó que el embrión humano por ser persona es sujeto de derechos, y el Estado peruano reconoce su personalidad jurídica desde la concepción. “El embrión humano o niño concebido también tiene derecho a la salud y a la integridad. Las técnicas de reproducción asistida atentan contra esos derechos, por eso deberían prohibirse como ha sucedido en Costa Rica. Lamentablemente el embrión se ha convertido en el esclavo de los tiempos modernos”, comentó.


ALGUNAS RAZONES PARA NO ABORTAR

Argumentos sencillos pero sólidos para poder orientar a sus hijos y alumnos.

Han sido escritos por el Padre Rafael Pastor y fueron publicados en el boletín La Capellanía Informa de la Universidad de Piura

Hay quien argumenta a favor del aborto diciendo que “la mujer es dueña de su cuerpo y puede hacer con él lo que quiera”. Se le puede responder diciendo que desde el momento de la fecundación, el embrión tiene una vida libre e independiente hasta que, al cabo de unos cuatro o cinco días, se implanta en el útero con el fin de alimentarse. La dependencia con respecto a la madre es, pues, para la nutrición, de modo semejante a cuando está recién nacido, que también hay que alimentarlo. No es parte del cuerpo de la madre. No es un grano que le ha salido a la madre.

El embrión unicelular es un ser con una dotación genética distinta a la de sus progenitores. Es un ser humano individual, que está en un estado de desarrollo, igual que cuando es recién nacido, o niño o adulto o anciano. Cuando cumple sus 20 días de concebido ya el embrión tiene corazón con latido propio, y pronto tiene actividad cerebral, etc., independiente de la madre. Es una persona, y no se le puede eliminar.

Se dice que debería permitirse el aborto en casos de violación. Hay que hacer notar que un mal lamentable y condenable, como es una violación, no se puede remediar con otro mal aún mayor como es el matar a un inocente. Más humano es dejar nacer al niño y, si la madre no lo acepta, darlo en adopción.
Para los casos en que se afirma que el embarazo pone en peligro la vida de la madre, se puede decir que, hay que procurar salvar las dos vidas (así lo ha enseñado siempre la Iglesia Católica), teniendo en cuenta que hoy en día, con los avances de la medicina, es bien difícil que la madre muera a causa de estar gestando.

El concebido es el ser más inocente: nunca es un injusto agresor, y jamás cabe la legítima defensa contra él.

El no nacido es indefenso, inerme, ni siquiera se perciben sus quejas. Eliminarlo es un abuso.

El aborto es un homicidio cualificado, también, porque el concebido está plenamente confiado al cuidado de su madre; y es precisamente ella quien lo traiciona.

El derecho a la vida es el primer derecho fundamental que hay que proteger. Cuando el ordenamiento jurídico no lo hace (caso del aborto o de la eutanasia), se rompe el orden social justo. Es muy fácil que en esa sociedad haya otras injusticias y se conculquen otros derechos fundamentales.

De igual manera que en una familia, naturalmente bien constituida, se protege al débil (enfermo, niño, anciano), también la sociedad civil, que está al servicio del hombre y la familia, debería proteger a los más débiles, como el concebido, y nunca guiarse por criterios de utilidad.

No porque haya casos de aborto ilegal, con peligro de la vida de la madre, hay que legalizar el aborto. Un mal, por el hecho de que esté más o menos extendido (como el robo, la coima, la drogadicción, etc.), no debe ser aceptado por la sociedad. Por el contrario, habrá que buscar los procedimientos adecuados para eliminar o reducir al mínimo ese mal. En este caso, sancionando con más severidad a los que realizan prácticas abortivas, y dando apoyo moral, psicológico y material a las madres gestantes.



LA MATANZA DE LOS INOCENTES

Por: Dr. Alberto Peña, Pedriatra de Centro Médico Universitario de la Universidad de Piura
Interesante artículo, que publicó el ICF en el diario El Tiempo el 25 de marzo de 2007

Los organismos internacionales estiman que cada año cincuenta millones de niños no llegan a ver la luz por causa del aborto; de ellos, la mitad perecen bajo el amparo de las leyes abortivas. El aborto en el mundo causa hoy, en un año, casi tantas víctimas como la II Guerra Mundial. Unas veinte mil mujeres pueden fallecer en el mundo por las consecuencias negativas que para la salud de la madre se derivan del aborto.

El inicio de la vida
El origen de cada hombre, el comienzo de la vida humana, el momento de la constitución de esa perfecta unidad de materia-espíritu que es el hombre, sucede en el mismo instante de la fecundación. La generación de los padres junto a la acción creadora de Dios (creación inmediata del alma), confiere a la materia generada por los padres la condición humana y la dignidad de criatura querida por sí misma, por parte de Dios.

Se es ser humano cuando las características genéticas indican pertenencia a la especie humana, con absoluta independencia de que se tenga o no se tenga nunca, la posibilidad de actuar como persona. Solo tiene potencia de ser humano la disposición de la materia que resulta del engendrar de los hombres.

El embrión humano caminará cinco días para llegar hasta el lugar preparado en el útero materno para implantarse. En el día seis comienza a implantarse y hasta el día catorce, en que completa este proceso de anidación, el embrión va desarrollando su cuerpo, según el diseño preciso de los ejes corporales establecidos ya en su primer día de vida. Y así el día quince el embrión, embebido en el seno materno, tiene ya el plano corporal completo: cabeza, pies, corazón, etc. En los quince primeros días ocurren los hitos más importantes de la configuración corporal.

De la anticoncepción al aborto
Malcolm Potts, exdirector del Intenational Parenthoood Federation asegura que “a medida que las personas adoptan métodos contraceptivos, aumenta el número de abortos”. El camino para aceptar el aborto es la anticoncepción. Como los métodos fallan con frecuencia, es más fácil buscar el aborto. La contracepción, lejos de eliminar el aborto le abre las puertas. Los países donde el aborto se ha legalizado, éste ha aumentado progresivamente, y se incrementaron además los abortos clandestinos

Los que fabrican y venden los anticonceptivos se cuidan muy bien de no informar a las mujeres toda la verdad sobre su uso. No se les dice que la “pastilla del día siguiente” puede matar el embrión. No les dicen que las pastillas “anticonceptivas” o el DIU no siempre evitan la concepción y que indisponen el útero de la mujer para que la anidación del embrión sea inviable.

Los promotores la muerte de estos seres indefensos buscan justificar lo injustificable. Cambiar el significado de las palabras es una de sus mejores armas: “interrupción del embarazo” eufemismo para que parezca una práctica médica inocua, en vez de “matar a un hijo”; “aborto terapéutico”, término que simula ser el remedio de una enfermedad de la madre; “aborto eugenésico” suena mejor que “liquidar a un ser” que quizá no sobreviva o será defectuoso para toda la vida. Se promueve también una confusión arbitraria entre fecundación o implantación. Lo cierto es que no se ha podido ocultar lo irrebatible: la vida inicia con la fecundación o concepción.

Las consecuencias del aborto
La legalización del aborto ha sido considerada como un paso adelante en el reconocimiento de los derechos de la mujer. No obstante un estudio realizado en Finlandia, recientemente publicado por el “Elliot Institute” en el “Post Abortion Review”, demuestra que el aborto es más peligroso para la salud de la mujer que la opción de seguir con el embarazo hasta el nacimiento del niño, y trae consigo mayor mortalidad, mayor número de suicidios, y un gran número de trastornos psicológicos.

El Dr. Nathanson se dio cuenta de que la mujer que se sometía a este procedimiento, pasado el tiempo, presentaba síntomas no sólo en su aspecto físico (cefalea, gastralgia, etc.), sino también en su aspecto emocional (insomnio, crisis de angustia, crisis depresivas, abuso de alcohol, dispareunia, frigidez, anorgasmia, etc.). La mujer que aborta no sólo elimina una vida inocente, sino también parte de sí misma, pues atenta contra su propia naturaleza, de mujer potencialmente dotada para cuidar de sus hijos.

Ya nos advertía Teresa de Calcuta que una de los mayores destructores de la paz era el aborto, pues significaba una guerra contra los niños inocentes, asesinados por sus propios padres. “¿Si aceptamos que una madre puede matar a su propio hijo, cómo podemos decirle a otras gentes que no se maten unos a otros? (…) Cualquier país que acepte el aborto no está enseñando a amar a su gente, sino a usar la violencia”.

No existe ningún argumento científico ni moral que justifique la muerte de un ser humano inocente. Los peruanos de buena voluntad debemos estar atentos a evitar cualquier atentado contra la vida, también contra la de de quienes no han nacido y no tienen posibilidades de defenderse.




Vea: Benditas las mujeres que no abortaron al hijo concebido por violación

 

 

 

Proyecto de Ley para despenalizar el aborto en caso de violación patrocinado por las siguientes organizaciones: Manuela Ramos, CLADEM, Promsex, Flora Tristán, DEMIS, CDD,saaf, promueven el homicidio de los más indefensos.

La mujer violada y  encinta merece toda la ayuda - pero no se puede arreglar un crimen con otro   La mujer violada y  encinta merece toda la ayuda - pero no se puede arreglar un crimen con otro  La mujer violada y  encinta merece toda la ayuda - pero no se puede arreglar un crimen con otro   La mujer violada y  encinta merece toda la ayuda - pero no se puede arreglar un crimen con otro   La mujer violada y  encinta merece toda la ayuda - pero no se puede arreglar un crimen con otro  La mujer violada y  encinta merece toda la ayuda - pero no se puede arreglar un crimen con otro 


Congresista Aurelia Tan de Inafuko
Congresista Aurelia Tan de Inafuko

REDACCIÓN CENTRAL, 22 Abr. 13 / 05:42 am (ACI/EWTN Noticias).- Aurelia Tan de Inafuko, presidenta de la Comisión de la Mujer y Familia en el Congreso de Perú, garantizó el respeto a la vida y el rechazo a cualquier presión de grupos promotores del aborto que quieren que se apruebe la entrega de anticonceptivos a menores de edad sin el consentimiento de sus padres.

En declaraciones a ACI Prensa, el director para América Latina del Population Research Institute (PRI), Carlos Polo, expresó su felicitación a la congresista Aurelia Tan “por esta valiente declaración” realizada el 17 de abril durante la reunión de la Comisión de la Mujer, “uno de los lugares estratégicos a conquistar para las organizaciones abortistas”.

Ese mismo día, Polo explicó las razones por las cuales se debe desestimar las “recomendaciones” del Comité de Derechos Humanos de la ONU para legalizar el aborto en el Perú y la distribución de anticonceptivos a escolares.

Polo advirtió que este comité, al igual que el Comité para la eliminación de la discriminación contra la mujer (CEDAW), es un órgano independiente cuyos miembros ejercen sus funciones a título personal, por lo que sus recomendaciones no reflejan la postura oficial de las Naciones Unidas.

El director del PRI dijo a ACI Prensa que sabe, por uno de los asesores de la congresista peruana, que ella “ha rechazado las ‘ayudas’ que UNICEF, Promsex y otras organizaciones abortistas siempre han ofrecido a sus antecesoras”.

Polo advirtió que era necesaria la aclaración pública realizada por Tan de Inafuko “frente al polémico artículo 27” del Código del Niño, con el que el lobby abortista -con ONGs como Promsex, Manuela Ramos y Demus- busca promover la entrega de anticonceptivos a adolescentes menores de edad sin el conocimiento ni autorización de sus padres, atentando contra la patria potestad de estos.

Tras la ponencia de Polo, la congresista Verónika Mendoza, que trabaja en coordinación con las organizaciones abortistas, solicitó “en nombre de la pluralidad” la participación de Promsex, Rossina Guerrero, y de Demus, Jeanette Llaja, en la Comisión.

Las portavoces de las ONGs feministas detallaron sus planes en Perú, como la despenalización del aborto por violación y la aprobación del protocolo terapéutico. Como ya hemos informado, dicho protocolo ha sido rechazado repetidamente en múltiples instancias del Congreso peruano y del Poder Ejecutivo, por innecesario y por proceder de una errónea interpretación del Código Penal.

Carlos Polo señaló a ACI Prensa que el Popular Research Institute denunció la presión de las ONGs abortistas para que “el Código de la Niñez y Adolescencia incluya la distribución de anticonceptivos para menores de edad”.

“En la Comisión de Justicia la presión fue brutal y no lo lograron” recordó Polo, por lo que “agradezco mucho a la congresista Tan que me haya invitado a su comisión para decirme en persona que no aceptará tales presiones”.

 


[_Principal_] [_Aborto_] [_Adopte_a_un_Seminarista_] [_La Biblia_] [_Biblioteca_] [_Blog siempre actual_] [_Castidad_] [_Catequesis_] [_Consultas_] [_De Regreso_a_Casa_] [_Domingos_]  [_Espiritualidad_] [_Flash videos_] [_Filosofía_] [_Gráficos_Fotos_]  [_Canto Gregoriano_] [_Homosexuales_] [_Humor_] [_Intercesión_] [_Islam_] [_Jóvenes_] [_Lecturas _Domingos_Fiestas_] [_Lecturas_Semanales_Tiempo_Ordinario_] [_Lecturas_Semanales_Adv_Cuar_Pascua_] [_Mapa_] [_Liturgia_] [_María nuestra Madre_] [_Matrimonio_y_Familia_] [_La_Santa_Misa_] [_La_Misa_en_62_historietas_] [_Misión_Evangelización_] [_MSC_Misioneros del Sagrado Corazón_] [_Neocatecumenado_] [_Novedades_en_nuestro_Sitio_] [_Persecuciones_] [_Pornografía_] [_Reparos_] [_Gritos de PowerPoint_] [_Sacerdocip_] [_Los Santos de Dios_] [_Las Sectas_] [_Teología_] [_Testimonios_] [_TV_y_Medios_de_Comunicación_] [_Textos_] [_Vida_Religiosa_] [_Vocación_cristiana_] [_Videos_] [_Glaube_deutsch_] [_Ayúdenos_a_los_MSC_] [_Faith_English_] [_Utilidades_]